Deporte

Formas de hacer ejercicio sin darnos cuenta

By 8 julio, 2020julio 9th, 2020No Comments
ejecrcicio

La vida sedentaria es para muchos el pan del día a día. Hay que tener en cuenta que de media dormimos unas ocho horas, y a eso hay que sumarle las horas de trabajo. Actualmente, en la mayoría de los empleos, la labor se realiza sentado, en una oficina y con el ordenador.

A no ser que en tu jornada laboral realices actividad física, o tu cuerpo esté en constante movimiento, añadimos otras ocho horas a la suma. Cuando comemos también estamos sentados, y cuando nos desplazamos en coche o en transporte público, también estamos sentados.

Entonces, ¿cuánta actividad física realizamos al día? Lo cierto es que muy poca.

¡Tranquil@! No pasa nada, porque voy a mostrarte algunos truquitos y ases en la manga, para que en tu día a día, y poquito a poco, realices actividad física. ¡Y sin enterarte apenas!

  1. NADA MÁS LEVANTARTE
  • Estírate, haz algunas flexiones o pega algunos saltos. No se trata de que hagas ejercicio durante una hora, sino de activar tu cuerpo y prepararlo para el nuevo día.
  • Además, puedes hacer la cama. Requiere algo de actividad y verás tu habitación mucho más ordenada.
  • ¡Ah! Y ponte ropa cómoda. Así, si tienes que moverte durante el día, tu cuerpo se sentirá más libre.

 

  1. HACIA EL TRABAJO
  • Si puedes desplazarte a tu lugar de trabajo andando, aprovéchalo. No sólo te ahorras el transporte, sino que ganas en salud y das un suspiro al planeta Tierra.
  • Queda prohibido utilizar las escaleras mecánicas. Obviamente si tienes que subir a un rascacielos es probable que no te apetezca, pero puedes probar a subir varios pisos. Seguro que, si lo haces, tu cuerpo aguantará más, y nunca mejor dicho, llegarás más alto.

  1. EN EL CURRO
  • Haz una pausa cada hora de unos cinco minutos. Aprovecha para ir al baño, para estirar las piernas y moverte un poco. Nada de quedarse sentad@ en el escritorio o en otro lugar (cafetería, bar de enfrente…)
  • Ten una pelota antiestrés en tu mesa de trabajo. No sólo descargarás mucha tensión, sino que también trabajarás músculos de tu mano y antebrazo.
  • Cambia tu silla de trabajo por una pelota de pilates. Sí, sí, como has leído. Puede que no estéis muy por la labor, pero te aseguro que este invento es maravilloso tanto para la postura como para los músculos de las piernas. Piensa que te pasas ocho horas sentad@ al día…
  • ¿Las reuniones? Sin sillas, por supuesto. Haréis las reuniones más cortas y te ejercitarás.
  • Nada de emails con compañeros o mensajes. Si tienes que ver a alguien, acércate a su mesa. Es posible que sea un paseíto corto, pero al menos te habrás movido.
  1. EN EL SÚPER, EN EL PASEO, EN LA TARDE…
  • Evita desplazarte en coche o moto. Siempre que puedas, ve andando.
  • En el supermercado, si no tienes que hacer una compra muy grande, en vez de llevar carrito, lleva una cesta. ¡Y si a esto ya le añades una compra saludable, fetén!
  • Si tienes hij@s, sobrin@s o niños pequeños a tu cargo, ¡juega con ellos! ¿Cuándo fue la última vez que hiciste caso a tu niñ@ interior? Los niños pequeños se pasan el día inventando maneras de divertirse. Da rienda suelta a tu imaginación, y déjate empapar por la de ellos. Te moverás, te lo pasarás genial y vuestro vínculo será más fuerte
  • Si tienes perro, sácale a pasear, pero no a pasear hasta el final de la calle. Aprovecha que tienes a tu amigo perruno y descubrid lugares juntos. Podéis ir a un parque nuevo o a pasear por cierta zona que nunca habéis pisado.
  • Si estás en casa saturad@, sientes que la cabeza te va a estallar y que no sabes que hacer, ¡sal de ahí! Date un paseo, refréscate con diferente aire. Es posible que empieces a caminar por la calle y no sepas ni a dónde vas. ¡Perfecto! Vamos a dejar que el cuerpo nos lleve, la mayoría de las veces es más sabio que nuestra cabeza.

deporte bienestar

  1. EN CASA
  • No uses zapatos. ¿Sabías que al andar descalzos se activan y se usan todos los músculos de los pies? Al llevar zapatos, estos músculos no se utilizan.
  • Si estás viendo la tv, aprovecha los anuncios para hacer cosas. Es posible que en esos minutos no te de tiempo a mucho (o bueno, puede que sí, hay cadenas de tv cuyos anuncios duran más que la propia peli), pero puedes aprovecharlos para tender la ropa limpia o recoger la cocina.
  • Cuando laves los platos (a no ser que seas afortunad@ y tengas lavavajillas) sube y baja los talones. Es un movimiento sencillo, cortito, pero muy eficaz.
  • Deja el móvil en la otra punta de la casa. Así, cada vez que suene, tendrás que ir a ese sitio y te moverás un poquito.

Estos son sólo algunos de los trucos que tienes a tu alcance para realizar algo de actividad física. Obviamente no es lo mismo que realizar un deporte extremo, pero es una buena forma de empezar a movernos y a activarnos. ¿Quién sabe? Puede que mañana empieces a usar las escaleras en vez del ascensor, y el mes que viene estés apuntad@ a CrossFit.

Desde Psicovitalem nos hemos propuesto hacer de la prevención nuestra bandera, y queremos ayudarte a ti y a los tuyos a sentiros bien y a estar sanos.  Si tienes cualquier consulta o crees que necesitas aprender nuevas herramientas para lograr tu completo bienestar, no dudes en ponerte en contacto con nosotros.

Estamos aquí para ayudarte.